Jabón

Tierno, natural e inocente: El Querubín trata su piel con el delicado aceite de ricino en surgras y la manteca de karité son el tándem de choque para las pieles secas. El aceite de ricino ayuda a la piel a mantener su contenido de humedad, la manteca de karité la nutralidad. La glicerina natural del querubín es un famoso agente hidratante.
No se utiliza sosa caústica. Se prepara con ceniza siguiendo una receta ancestral transmitida de madres a hijas desde hace miles de años mezclando agua de ceniza, manteca de karité y aceites puros. Sin detergentes, sin perfumes ni colorantes. Pureza absoluta tal y como procede de las cooperativas.Limpia en profundidad a la vez que con suavidad, por eso...

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para obtener estadísticas sobre los hábitos de navegación del usuario, mejorar su experiencia y permitirle compartir contenidos en redes sociales. Usted puede aceptar o rechazar las cookies. Puede encontrar toda la información en nuestra Política de Cookies.